A partir de triunfos y buenas actuaciones de su equipo, Miguel Herrera ha escrito de a poco su nombre en la historia de América. Durante su primera etapa, cosechó un título de Liga en las vitrinas que lo dejó bien parado en los afectos de los seguidores de su club, pero a su regreso se encuentra en camino de añadir un logro más a su registro personal.

Y es que es un hecho que desde el banquillo azulcrema, el “Piojo” ha entregado buenas cuentas en los Clásicos contra los acérrimos rivales de los de Coapa: Guadalajara, Cruz Azul y Pumas, lo cual lo tiene en este momento como el cuarto entrenador en los registros históricos de la institución con más choques por el orgullo ganados, incluido ya el de hace unos días ante La Máquina.

Sin embargo, lejos de atribuirse esta marca como un logro individual, Miguel antepone lo que puedan conseguir sus muchachos, y si de la mano de eso él sale beneficiado, lo aceptará con gusto.

“La verdad no es tanto escribir mi nombre. Ojalá se escriba el de los 20 o 25 jugadores que tengo; que ganen Clásicos y llenen las vitrinas del club, que cosechen los éxitos que quiere la institución. Si después, ese éxito de los muchachos me arrastra, qué bueno, quiere decir que trabajamos en conjunto y bien”, expresó el timonel de Coapa, quien de cara al Clásico Nacional contra Chivas de este miércoles, espera sumar otro triunfo más para beneplácito de los hinchas de las Águilas.

“Obviamente queremos llegar a ganar mucho más Clásicos para que la gente esté contenta”, sentenció entusiasmado.

EN LA MIRA

Dentro del top 5 de directores técnicos cremas con más Clásicos se encuentran nombres de la talla de José Antonio Roca, Miguel Ángel “Zurdo” López, Carlos Reinoso y Jorge Vieira.

Con la victoria sobre los Cementeros, el “Piojo” Herrera rebasó al brasileño y ahora ostenta 13 duelos por el orgullo ganados, por lo que de ganarle a Chivas en Liga y Cruz Azul en Copa, llegaría a 15 y sería el segundo más ganador en este rubro, solamente por debajo de José Antonio Roca, que logró atesorar 21 éxitos.

Herrera reflexiona cómo viviría el ave la crisis tapatía

El Clásico Nacional finalmente se jugará esta semana. La espera fue más larga de lo imaginado debido a circunstancias más importantes que el deporte, pero no hay plazo que no se cumpla ni fecha que no llegue, y este miércoles, América recibirá a un Guadalajara de capa caída y prácticamente fuera de la Liguilla.

Cierto es que Chivas Rayadas está sumido en una crisis de resultados que lo tiene en la parte baja de la Tabla General, empatado en puntos con Puebla en el penúltimo lugar, lo que lo tiene como el peor campeón defensor en la historia del futbol mexicano.

Al respecto, Miguel Herrera, técnico americanista, dijo a ESTO que la diferencia entre un equipo como el Rebaño Sagrado y las Águilas son los sentimientos que generan, ya que si fueran los azulcremas los que estuvieran inmersos en resultados como los de su acérrimo rival, serían severamente criticados, por lo que aseguró que hará todo lo que esté a su alcance para que su escuadra siempre esté en los primeros planos del futbol mexicano.

“La verdad es la diferencia de un equipo al que se le quiere o se le odia. Esperan que le vaya mal a América para darle con todo. Afortunadamente aquí no dejaremos que pase eso y trataremos de mantenernos arriba”, aseveró.

En todo caso, el “Piojo” no se confía por el momento que los rojiblancos atraviesan y recordó que en un Clásico queda de lado lo numérico y estadístico, así como las posiciones en la clasificación general, ya que el orgullo está en juego.

“Es un Clásico en donde no importa quién va arriba o quién abajo; quién fue campeón o pelea Liguilla; quién puede ser el favorito… acá importa entrar a la cancha y matarse, porque es de orgullo, lo sabe la gente en América y en Chivas”.

SABE VIVIR LOS CLÁSICOS

Miguel no tuvo una formación como futbolista en Coapa, tampoco tuvo un paso como jugador por las filas del chiverío; sin embargo, no es ajeno a la manera en la que un Clásico se vive y recordó que desde su etapa como técnico, en Monterrey, aprendió lo que un choque por el honor representa para la gente. “Me tocaron Clásicos buenos como los de Monterrey que son exigentes en lo local y empiezas a saber para qué tienes que prepararte, porque puedes ganarle 10-0 a cualquier rival, pero si pierdes 1-0 con un rebote, un autogol o error arbitral, a la gente le vale, porque quiere verte ganar y si pierdes te quiere matar; se enojan contigo, por más que vayas en primer lugar de la tabla. Somos muy conscientes de lo que la gente siente”, explicó y advirtió que  sus pupilos “se matarán en el campo”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here