Pachuca y Monterrey van a jugar la gran final de la Copa MX, en su versión Apertura 2017.

Los Tuzos del Pachuca han resuelto la semifinal a media velocidad, imponiendo 2-0 al Atlante, en un duelo de marcados contrastes.

Ante una buena entrada en el Estadio Hidalgo, el conjunto local marcó rápido la diferencia con goles de Omar González y Víctor Guzmán,

Poca resistencia pudo oponer el Potro de Hierro, que lució muy limitado para hacer futbol. Es difícil explicar cómo llegaron a estas alturas pero así es el torneo copero en México.

Ahora, a esperar el regreso de los blanquiazules del Mundial de Clubes para el agarrón contra Rayados. Antes de Navidad, seguro, se va a servir el trago decisivo de esta Copa.

EL JUEGO

Igual que en rondas previas, Pachuca empezó a resolver rápido esta serie.

Apenas al minuto 4, en un brioso arranque, que puso en ventaja con gol de Omar González, aprovechando las debilidades de su rival en la defensa.

Y un cuarto de hora más tarde hizo el 2-0, con otra asistencia de Urretaviscaya que Víctor Guzmán igual metió con la testa al arco.

Así tan pronto, los Potros quedaron desnudados en sus carencias. Un elenco limitado, sin opciones al menos para salir jugando ni elaborar peligro.

Mucho tendrá por hacer Sergio Bueno en el cuadro azulgrana, que reflejó su pobre nivel en el Ascenso MX.

Cuando se acercaron a la meta de Alfonso Blanco fue porque los Tuzos habían bajado la intensidad, enterándose que podían hacer daño cuando se lo propusieran.

Quizá fue más provechoso para Alonso comprobar que Urretaviscaya está en buen nivel y Honda igual, arrancando desde las bandas, asociándose con Guzmán y el novato Sánchez. Le falta a Sagal. Ahora al Mundial y de regreso, la final de Copa MX.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here