La vuelta de Egipto a una Copa del Mundo se debe gracias al mejor jugador de la temporada recién finalizada en la Premier League. Mohamed Salah y su perfecto drible tomaron de la mano al equipo faraón y lo llevaron de vuelta a la competición de Selecciones más importante del Mundo. Su verticalidad será clave para que los egipcios puedan ser una de las grandes sorpresas en Rusia 2018.

Sus fuerzas

Futura bota de oro, Salah ha demostrado que no está por detrás de otros jugadores. Rozándose con los grandes futbolistas del orbe, Mohamed llevó al Liverpool hasta la final de la UEFA Champions League con sus anotaciones.

Su debilidad

Lo más complicado para Salah será desarrollar su futbol en el terreno de juego. Pocos son los jugadores egipcios que tienen su velocidad. Tal vez solamente Mohamed Elneny, Sam Morsy o Ahmed El Mohamady podrán adaptarse por jugar en la misma liga que el 10. El reto será combinarse a la perfección como lo hace con Mané o Firmino en el Liverpool.

¿Por qué será figura?

El fantástico nivel que demostró durante toda la temporada lo ponen como el referente africano para Rusia 2018. Sus goles de fantasía lo convierten en el hombre que puede llevar a una selección del continente negro a ser relevante en un Mundial. Salah tiene todo lo necesario para hacer una Copa del Mundo histórica.

ASOCIACIÓN: Federación Egipcia de FUtbol

CONFEDERACIÓN: CAF

PSEUDÓNIMO: Los Faraones

DIRECTOR TÉCNICO: Héctor Raúl Cúper

CAPITÁN: Essam El-Hadary

MÁS GOLES: Hossam Hassan

MÁS PARTICIPACIÓN: Ahmed Hassan

MEJOR LUGAR: 9

PEOR LUGAR: 64

CAMPEÓN DEL MUNDO: 0

“Creo que hicimos una eliminatoria completa. Nadie esperaba nada de Egipto, pero ahora que estamos en el Mundial, tenemos que pensar que podremos avanzar en nuestro grupo y de ahí en adelante todo es soñar con la copa”

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here