Diferencias en doctrina, tradición e historia entre los diferentes grupos han generado una lucha por el control del Partido Acción Nacional, misma que resultó tanto en la salida de liderazgos importantes del instituto político como en su debilitamiento.

Esta división comenzó en las dirigencias de Gustavo Madero y Ricardo Anaya Cortés, tiempo en que se formaron “mafias” que dividieron al partido tanto al nivel nacional como en entidades como Estado de México, Puebla, Veracruz, Jalisco, Chiapas, Ciudad de México, donde los dirigentes se quedaban con los cargos.

“PAN fue dinamitado desde dentro en su ideología y hay un cúmulo de grupos en la Ciudad de México y estado de México, en Puebla, entre otros”, aseguró. Según el panista, esta infiltración de grupos externos desalentó la participación de la militancia, ya que veían como se repartían las posiciones personas ajenas al partido, lo que eventualmente derivó en salidas masivas o individuales de cuadros importantes de Acción Nacional.

“El resultado final es que el PAN se ha desdibujado. Lo que decía (Felipe) Calderón era ganar el poder sin perder el PAN hoy se ha perdido. La salida más sensible fue la de Margarita Zavala y la de Felipe Calderón por esos grupos”, dijo Manjarrez quien milita en el PAN desde hace más de 30 años.

Por su parte, el consejero nacional del blanquiazul, Everardo Padilla Camacho, coincidió en que la actual división al interior de Acción Nacional comenzó con la llegada de agentes externos, lo cual terminó filtrándolo.

“En muchos estados el sistema filtró o cooptó al partido y prueba de ellos fue muy evidente donde las dirigencias se convirtieron en colaboradores de los gobiernos… son también cooptados por esos gobiernos y tiene que ver también por un sistema político que coopta posiciones pero que también copta al clero, a las universidades públicas a los órganos de justicia, es un sistema que el PAN ha combatido desde siempre.

Padilla Camacho recordó que una de las presencias que generó mayor conflicto al interior del PAN fue la de Rafael Moreno Valle, quien políticamente nació en el PRI, y quien antes de su muerte se había convertido en una de las figuras más importantes del partido blanquiazul.

Al final, el crecimiento de estas figuras consideradas externas resultó en la salida de políticos que llevaban muchos años en el partido, siendo el caso de Margarita Zavala uno de los más sonados.

“Hay algunos militantes que se van porque no se les dio la candidatura que querían, porque no se les contrató cuando ganamos, porque no ganaron una elección y se llamaron deprimidos y derrotados y al final de cuentas es una decisión personal de meterse al PAN y otra de salirse”, dijo el exsecretario de Acción Juvenil del PAN.

Otro miembro, Hilario Gallegos García, mencionó que Moreno Valle actuó de manera diferenciada con los panistas cuando ganó la gubernatura de Puebla. A algunos los invitó como sus colaboradores, pero a otros militantes, como a Ana Teresa Aranda, los persiguió.

“Maderistas y anayistas, entregaron cargos y puestos a sus grupos, y antes de su muerte, Rafael Moreno Valle, quien iba creciendo y controlando al PAN, también empezaría como sus antecesores a ordenar y designar a sus amigos en puestos claves en el partido, es una cadena antropófaga y como sucedió con Damián Zepeda, quien fue removido como coordinador de la bancada panista en el Senado de la República por los morenovallistas”, dijo Manjarrez.

Por su parte, el también integrante de la Secretaría de Acción Juvenil del CEN del PAN Juan Carlos Cruz rechazó que haya divisiones al interior del blanquiazul.

“Acción Nacional es el partido con los procesos más democráticos en México, situación por la cual mucha gente lo confunde con división. Existen diferentes formas de pensar al interior del partido, desde mi óptica eso es sano y lo que ha mantenido vivo al PAN”, apuntó.

Respecto a la salida de panistas como Margarita Zavala, Felipe Calderón, entre otros, consideró que quien tome la decisión de no militar más en Acción Nacional es libre de hacerlo, debido a que pueden existir motivos reales o de ser una forma de expresar descontento.

“Fuimos infiltrados por el PRI, por el PRD y Morena, donde el PAN se desdibujo, perdió su esencia”, reveló el dirigente de la organización Vertebración y exdiputado local, Iván Manjarrez.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here